Decoración otoñal

Llegado el otoño, puede apetecer darle un toque diferente a la casa. Os traemos propuestas de diferentes estilos. Algunas de ellas requieren cierto grado de destreza manual, otras simplemente reutilizan objetos naturales y, en algunos casos, la participación de los niños le da un valor añadido al elemento decorativo.

 

Visto en Living at Home.

 

 

Visto en Martha Stewart.

 

Visto en Martha Stewart.

 

Visto en Make and Takes.

 

Visto en Good+Happy Day.  Ya habíamos hablado de colecciones de naturaleza aquí.

 

¿Decoráis la casa de acuerdo a la estación del año? Si os apetece compartir alguna idea, comentadla aquí o enviadnos las imágenes.

 

Interiores de Saša Antić

>

Me he quedado prendada de los diseños de interiores de Saša Antić. Mirad algunas de las imágenes:

 

 

 

 

         

De Residence. Fotografiado por Pia Ulin.

 

 

De Elle Interior. Fotografiado por Louise Billgert.

 

Restaurar muebles

>

¿Tenéis muebles antiguos que necesiten ser restaurados? ¿Alguno pasado de moda pero con posibilidades? Si es vuestro caso no os perdáis la sección before and after de design sponge para coger ideas o, simplemente, para admirar los espectaculares cambios que la gente es capaz de darle a los muebles, habitaciones, casas, etc. Mirad una muestra de sillas y sillones.

 

               

 

            

 

            

 

 

Jardines vintage

>

En la revista inglesa House To Home he encontrado estas sugerencias para darle un aire vintage al jardín. Aunque las tiendas de donde han sacado los diferentes objetos que ilustran el reportaje son inglesas, pasearnos por ellas nos puede dar muchas ideas. Esta son algunas de las imágenes que podréis ver:

 

            

            

              

 

Cómo evitar el look de casa de catálogo

 

Hace algunas semanas vimos en Apartment Therapy un artículo que en que se daban recomendaciones para evitar el "look" de catálogo en casa. Nos hizo mucha gracia que usaran esta foto del catálogo de Ikea porque no nos supondría un trauma que nuestras casas tuvieran ese aspecto o uno parecido. De hecho, somos fans de Ikea y nos encantan sus catálogos, realmente mucho más cálidos y con aspecto de hogares más reales que los catálogos a los que estamos acostumbrados por aquí.

 

 

Vamos a haceros un resumen de lo que cuenta el artículo en cuestión, para quien no domine el inglés, junto con algunas observaciones nuestras (porque, hemos de reconocerlo, los norteamericanos no tienen las mismas dificultades para encontrar ciertos tipos de muebles, o para no encontrarlos, que nosotros).

- Comprar de segunda mano: recurriendo a mercadillos (por no decir anticuarios, que quizá se salen del presupuesto de muchas personas) podemos encontrar piezas únicas y con historia, que le van a dar un aire más personal a nuestro hogar.

- Personalizar los muebles, "hackearlos", pintarlos, añadir toques personales, hacerse uno mismo los elementos textiles (cojines, cortinas, fundas para las sillas…).

- Aprovechar los viajes para buscar cosas que no se encuentran en tu país o en tu ciudad de origen. Además de conseguir bonitos muebles, objetos de arte o piezas especiales, te traes a casa un recuerdo, y consigues que tu casa hable de ti.

- Comprar en tiendas pequeñas y no solo en grandes cadenas de muebles, buscar objetos de diseñadores independientes, artesanos locales…

- Utilizar muebles de herencia, aunque haya que restaurarlos o rascarse un poco la cabeza pensando cómo integrarlos con el resto de muebles. Además, es un ahorro.

Algunas cosas a evitar:

- Ir a una tienda y comprar la totalidad de los muebles allí (incluidos los objetos decorativos, como lámparas, cuadros y jarrones).

Tener todo coordinado (mismo tipo de maderas, mismos textiles, muebles de la misma colección, etc).

- Seguir la moda que dictan en las ferias del mueble al pie de la letra por encima de nuestros gustos personales. Así solo se consigue que al entrar en una casa decorada hace 5 años, todo el mundo piense: "Mira, es la moda de hace 5 años".

- Y, sobre todo, una casa es para vivir, no para enseñarla a las visitas. Pensemos dónde vamos a guardar nuestras cosas, qué acostumbramos a hacer cada día y de qué manera la disposición de los muebles nos lo puede facilitar, cómo nos gusta pasar el tiempo libre en casa, de qué manera nos sentimos más cómodos todos los miembros de la familia…  

 

Decorar una habitación infantil
con un abecedario

Los abecedarios en forma de cartel surgieron con una función eminentemente práctica: enseñar las letras a los niños. Las aulas infantiles suelen estar llenas de abecedarios (normalmente de factura casera) con todas las letras bien visibles y con la tipografía adecuada.

Pero, más allá de esta función práctica, los abecedarios tienen un no se qué, algo dificil de explicar, que los hace atractivos. Son poéticos, son evocadores, quizá porque recogen todos los símbolos de la escritura, la codificación de todo lo que sabemos o creemos saber y, a la vez, sugieren una vuelta a la infancia. Si, además, el abecedario está elaborado con una escogida tipografía y unas bonitas ilustraciones… ¿existe una decoración más recurrente para una habitación infantil?

La red está llena de imágenes de abecedarios y hemos querido mostraros una selección: hay abecedarios personalizados o no, con o sin dibujos, con mayúsculas y minúsculas, con tipografías sencillas o muy elaboradas, coloridos o monocromáticos. En cuanto a la ilustración, hay alguno sin otro adorno que la propia letra, otros con motivos diminutos y alguno más con dibujos que eclipsan el alfabeto. Los hay de objetos variados, de medios de transporte y de animales. Animales.. ¡los grandes triunfadores en el mundo del abecedario!. Esperamos que os gusten y os inspiren.

 

 

Visto en penny people.

 

Visto en simply stated.

 

Visto en smart bargains.

 

 
Visto en petit collage.

 

Visto en form baby.

 

Visto en design sponge.

 

Visto en babble.

 

 

Visto en shawn and frank.

 

 

Visto en shawn and frank.

 

Visto en tiny decor.