Party en honor a los amigos

Rosie de Simply Rosie y su amiga Rosella tuvieron una divertida y chulísima idea: hacer una fiesta merienda otoñal bien decorada. Surtida de estilismo encontrado en mercadillos, la fiesta en el jardín tenía una entrada con una coqueta mesita de bienvenida. La merienda se sirvió en piezas descasadas de porcelana  y finalmente un banquito-sofa tenía la misión de alojar el fotomatón donde todos pudieron retratarse como recuerdo de este día tan distinto. Hay muchísimas fotos divertidas e inspiradoras de esta fiesta en el enlace. No dejéis de visitarlo.

 

Libro de invitados

 La primera vez que vi un libro de invitados o guest book distinto de los típicos libros algo desfasados que se solían usar antes (y aún se usan) fue en casa de un amigo, quien para su 40 cumpleaños había puesto un cristal enmarcado en un rincón de la fiesta y los invitados iban firmando con un rotulador grueso, de bonito color, una frase de felicitación, la mayoría graciosas y emotivas. Ese cristal enmarcado lo puso después en un rincón de su casa y representaba un bonito recuerdo.

He recopilado ideas originales y divertidas para mostrároslas aquí, la mayoría provienen de bodas, pero pienso que se pueden usar para cualquier celebración. Si os casáis en breve os pueden servir de inspiración para hacer algo similar en vuestra boda. Esta claro que las nuevas tendencias en bodas son salirse de lo que se ha hecho hasta ahora y ser lo más creativo posible.

Mensaje en máquina de escribir, vía Green wedding shoes

Fichero de tarjetas para dejar una frase de felicitación y la dirección, vía Ruffled blog

 

Mensajes en etiquetas colgantes, vía Style me pretty

Láminas para dejar nombres y huellas, de Love from the thumb

Fichas preparadas para rellenar y colgadas con pinzas, vía Green wedding shoes. No os perdáis toda esta boda repleta de creatividad

Fotos y tarjetitas metidas en sobres componen este libro de invitados, vía Love and lavender

 

Memory Quilt

Cuando leí este artículo en Martha Stewart Living, era demasiado tarde para mí. Había regalado los vestiditos de mi hija al crecer y a continuación he tenido niños. Pero no es tarde para vosotras. ¿No es una idea estupenda hacer una mantita tipo quilt con retales de los vestidos de nuestras hijas? (no digo hijos, porque las telas de sus ropas no suelen ser tan bonitas, pero aun así seguro que quizás alguien reune una buena cantidad para confeccionar una). Yo lo encuentro un precioso recuerdo familiar.

Podéis ver la explicación en inglés en la web de Martha Stewart

 

                 

 

Fiesta-intercambio de libros

He aquí una idea brillante: montar una fiesta cuyo motivo sea el intercambio de libros que nos han gustado. Es útil, ecológico y además seguro que recibir libros que otras personas consideren interesantes es como mínimo un aliciente para acogerlos con interés. 

Y como cada ocasión merece, he aquí una bonita idea para hacer las invitaciones, estas son de Reid Girls Handmade e incluye una tarjetita para rellenar los datos y la razón por la que te gustó. Si seguís el enlace podéis leer cómo desarrollaron la fiesta, cómo se entregaron los libros y la comida rica que prepararon. ¿Qué tal una fiesta de intercambio de libros infantiles?.

 

Fotos del primer año del bebé

Seguro que muchos de vosotros ya habréis visto alguna de estas simpáticas series de fotos mes a mes de bebés. Si acabáis de ser padres estáis a tiempo de idear la vuestra. ¡Menudo recuerdo para toda la vida!

 

Family Summerbelle

 

Fresh mommy

 

Ciudad hecha con Playmobil

Esta foto me impactó cuando la ví en Milk Magazine. A primera vista parece algo espectacular, pero una mirada más detallada nos revela la simplicidad: tablones, quizás estantes, a modo de pasarelas recrean calles, tablillas de juego de construcción para delimitar las casas, pintura para las aceras y todo el almacén playmobil distribuido al gusto de sus dueños. Una feliz idea para versionear en casa.

 


 

Encontré esta imagen en un número de Milk Magazine y quería mostrarla en Kireei como inspiración, simplemente.