Sobre nuestras necesidades

16-9-2017 18.9.14 1

Ilustración de Gemma Corell 

 

Seguro que conocéis la pirámide de necesidades de Maslow. Según Abraham Maslow, psicólogo humanista, actuamos en la vida guiados por nuestras necesidades desde que nacemos. En la parte de abajo tenemos las necesidades más básicas y en la punta de la pirámide las más elevadas. 

A lo largo de nuestra vida quedamos tan necesitados de amar, ser amados, pertenecer, ser valorados, autorealizarnos, encajar, sentirnos respetados, sentirnos reconocidos que sustituimos todas estas necesidades básicas por sucedáneos de todo tipo. ¿Porqué si no compramos compulsivamente o nos aferramos a relaciones tóxicas, o tenemos todo tipo de adicciones? 

Como digo siempre, ser consciente de esto facilita mucho las cosas, porque como mínimo empiezas a entender tu comportamiento y no te fustigas por tu debilidad, sino que empatizas con ese personita que simplemente necesita cosas muy básicas.

Pero una vez somos conscientes, hay que pasar a la acción y rutinariamente aceptar e integrar que algunas cosas no las tenemos aunque las necesitamos y que lo que buscamos como sustituto nunca lo va a satisfacer.

Esos sustitutos son sistemas de apoyo que vamos buscando a lo largo de la vida, sistemas que nos permiten “funcionar” con mas o menos normalidad, pero son solo esos, sistemas de apoyo. 

El mayor sistema de apoyo, para subsanar esas necesidades no satisfechas tenemos que ser nosotros mismos, porque si siempre buscamos “muletas” nunca desarrollamos el autoapoyo.

El autoapoyo se ha de desarrollar, es desarrollo personal, maduración, es poner en piloto automático muchas cosas, poder ser suficiente, autosuficiente.

Pero con una baja autoestima, con una inseguridad potentes, con falta de afectividad sólida, y con falta de acompañamiento sano se hace difícil autoapoyarse en uno mismo porque lo que producen todas estas ausencias es debilidad, no fortaleza, y para autoapoyarse se necesita mucha fortaleza.

Por poner un símil, sería como hacer deporte de alta competición, estando superoxidado y débil, directamente lanzaríamos la toalla. Por eso hay que hacer un poco de deporte cada día, para ir fortaleciéndose. Hay que ir cambiando la narrativa que nos contamos en la cabeza, cambiarla por una narrativa más saneada. Hasta que se haga músculo, poco a poco, sin prisa pero sin pausa.

Lo que necesitamos es básico, la respuesta que damos cuando no lo tenemos es muy variopinta, tanto que se podría contar la historia del comportamiento humano y la historia de la literatura en base a lo que hacemos las personas para satisfacer nuestras necesidades.

Así de importante es satisfacerlas, luchar cada día por lo que te importa y necesitas, en vez de seguir mirando hacia otro lado.

La ilustración es de Gemma Correl. “Cuídate a ti mismo”. 

 

Eva Palomar

Web-lupe2_1200

 

Eva Palomar ha sido otro feliz descubrimiento. Ilustradora y diseñadora gráfica, nacida en Barcelona, Eva realiza proyectos muy diversos, desde creación de marca, ilustración de álbum infantil, hasta carteles e ilustración editorial. Me ha gustado mucho su versatilidad, pasearme por su portafolio ha sido ir de descubrimiento en descubrimiento, y todos me han gustado mucho. Aquí tenéis una selección, podéis ver más en su web.

 

Web-casper-styleframe_1250

 

web-ommade-products_1200

 

web-animalisimos33_1200

 

AF-JUNGLE-web_1200

 

AF-MOUNTAINS-web_1200

 

web-tots-kiwis_1200

 

web-paraonde-zoom1_1200

Algunas casas bellas

Esta semana, con el cambio de ritmo, me ha volado literalmente. Ya es viernes.

 

casas bellas 2

Fantastic Frank

 

casas bellas

SFgirl

 

casa bellas 3

Design Sponge

El estudio de Katie Robbins

Katie+Robbins+-+Studio+tour+-+The+Paperdolls (3)

 

Este es el precioso estudio de la ceramista británica Katie Robbins. Podéis ver la sesión de fotos entera en el blog The paperdolls, junto con una extensa entrevista. Y podéis ver el trabajo de Katie en su web.

 

Katie+Robbins+-+Studio+tour+-+The+Paperdolls
Katie+Robbins+-+Studio+tour+-+The+Paperdolls (2)
Katie+Robbins+-+Studio+tour+-+The+Paperdolls (4)

Katie+Robbins+-+Studio+tour+-+The+Paperdolls (1)

Conocerse a uno mismo

1book24 copy

“¡No estoy loca! Mi realidad es simplemente diferente a la tuya”. Alicia en el país de las maravillas. Lewis Carrol. 

El otro día hablaba con unas amigas sobre como el desarrollo personal consiste en ir adquiriendo nuevos niveles de consciencia. Ser más consciente conlleva crecer, ser más libre, tener más claro lo que te hace feliz y lo que no.

Y esa es una de las claves pues hacia la felicidad o el bienestar personal, como lo queráis llamar. 

Ser más consciente, tomar mas consciencia, darse más cuenta.

En el post del domingo pasado hablaba de la gratitud como uno de los caminos hacia la felicidad, y efectivamente consiste en subir un peldaño más en la escalera hacia ser más consciente de lo que te importa y lo que no.

La consciencia de uno mismo también es una de las claves más potentes, uno de los últimos peldaños de la escalera. Porque ¿cuántas cosas de las que ahora os hacen infelices provienen de un pobre conocimiento de vosotros mismos? Seguro que si lo pensáis os dais cuenta de que es así.

Decía Herman Hesse: “He sido y todavía lo soy, un buscador, pero he dejado de preguntarle a las estrellas o a los libros, he empezado a escuchar las enseñanzas que mi sangre me susurra”.

Decía Lao Tze: “En el centro de tu ser, tienes la respuesta, sabes quien eres y sabes lo que quieres”.

Decía Montaigne: “Lo más grande del mundo es saber como pertenecerte a ti mismo”.

Todos los grandes pensadores han hablado sobre este tema, y todas las terapias del mundo inciden en despojarnos de todas las capas que esconden quien realmente somos.

Porque ese es el problema, la cantidad de capas que vamos echándonos a lo largo de la vida y que en mayor o menor cantidad nos van ocultando nuestra esencia real.

Capas que nos vienen dadas o nos ponemos nosotros mismos para conseguir una de las cosas que más anhelamos y necesitamos: pertenecer al grupo, ser reconocidos, ser queridos. No somos nadie sin la pertenencia al grupo, y para ello haremos lo que sea, hasta olvidarnos de nosotros mismos.

Haremos cosas como…

Dejar de hacer cosas que nos gustan porque no están bien vistas.

Hacer cosas que les gustan a los demás aunque a nosotros no nos hagan felices.

Hacer cosas para encajar aunque no nos resulten agradables.

Mantenernos cerca de aquello que no nos hace felices por miedo a rechazarlo y quedarnos solos.

Enmascarar con excusas e historias lo que realmente somos y queremos.

Tener un miedo constante, impuesto por los demás o autoimpuesto.

Ocultar la niña o el niño que fuimos, para ser el adulto que queremos ser o quieren que seamos.

Y todo esto nos lleva a no conocernos, a no saber donde están nuestras limitaciones, y tampoco saber cuáles son nuestra fortalezas reales, perdidos como estamos en ese laberinto en el que nos metemos par encajar. Intentamos hacer cosas para las que realmente no estamos capacitados, y sin embargo no hacemos aquello en lo que podríamos brillar.

Y no subimos mas peldaños y mas peldaños en el camino hacia conocerse mejor, para encontrar nuestro lugar natural, el trabajo que nos haga vibrar y nos salga natural, la gente con la que estamos como en casa. Por eso, porque despojarse de esas capas es difícil, porque despojarse de capas da miedo, porque seguir con las capas es más cómodo que la desnudez con la que te quedas cuando empiezas a quitártelas.

 

Algunas casas bellas

Por fin viernes, diréis mucho hoy, en esta semana tan dura de vuelta a la rutina. Nuestra rutina en viernes entre las miles de cosas que tenemos que hacer cada día es saborear tres casas bellas más.

 

casas bellas 3

Rue mag

 

casas bellas 4

Happy Interior blog

 

CASAS BELLAS 5

Green Wedding Shoes