Plümo

>

No me apasiona demasiado ir de tiendas, con algunas excepciones, pero en cambio me gusta mucho visitar boutiques virtuales, sobre todo cuando en ellas se encuentran artículos difíciles de ver en las tiendas habituales, una presentación especialmente cuidada… En Plümo, una tienda inglesa, son muy hábiles con esto: aunque "solamente" venden ropa de mujer, joyería y objetos para el hogar, consiguen producirme la sensación de que me están vendiendo una vida idílica en una casa de campo en el país de la utopía. Así que disfruto un montón paseándome por allí.

 

          

            

 

 

Habitaciones infantiles de Cute.fr

>

 

 

He descubierto casualmente, a través de la revista Milk, esta inspiradora tienda francesa de decoración y accesorios: Cute.fr. Me gustan especialmente los ambientes infantiles, que hacen más fácil poder apreciar los accesorios y elementos decorativos. Os dejo unas imágenes de muestra y os recomiendo una visita a su web.

 

 

 

   

 

 

 

 

 

 

 

Monty Python

>

Desde que, en el primer año en la universidad, vi en el cine La vida de Brian (era una reposición, ¡no hace tanto que empecé la universidad!) soy fan absoluta de los Monty Phyton. El loro muerto, El ministerio de los andares tontos o El chiste más gracioso del mundo me siguen haciendo reir cada vez que los veo.

 

Si no lo conocéis, no os perdáis Viejos tiempos, de la obra de teatro Monty Phyton en Hollywood:

 

 

Ni el funeral de Graham Chapman, miembro fundador del grupo. Magnífico el discurso de John Cleese y el espíritu de la canción que interpretan al final: Always look on the bright side of life.

  

 

Óscar Villán

>

Me hace especial ilusión hablar de Óscar Villán, porque trabajé con él en el libro "De cómo el ornitorrinco se convirtió en el rey de los animales". Él ilustró y yo maqueté (¡una suerte leer y ver antes que nadie los cuentos!). Aqui tenéis una imagen:

 

 

Como os decía, Óscar es ilustrador de libros, cuentos, pósters, murales o artículos editoriales. Cuando miro sus ilustraciones pienso "a mi no se me hubiera ocurrido". Óscar enfoca sus trabajos de una forma nada obvia, les da la vuelta. Para entendernos: me encuentro con una sorpresa. Su punto vista es agudo, muy perspicaz.  Me gusta su línea clara y el color directo, y esa expresión entre inocente y reconcentrada que tiene muchos de sus personajes (¡sobre todo los animales!). Cuando los miro siempre acabo intentando imaginar qué piensan.

La pagina web de Óscar Villán es bastante extensa y seguro que reconocéis algunos libros como "La cebra Camila" (en castellano, en gallego, en catalán, en euskera) o "El pequeño conejo blanco" (en castellano, en gallego, en catalán o en inglés). He seleccionado estas imágenes para vosotros:

  

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Además, quiero enseñaros fotografías. Cómo tantas veces ocurre, la sensibilidad gráfica no se limita al dibujo:

 

 

 

 

  

Podéis encontrar más fotos aquí y aquí.

 

Y, quién sabe, lo mismo volvemos a encontrarnos en algún otro proyecto, sería un placer.

 

 

Mi dulce tentación

>

Mientras escribo esta entrada, cerca de la hora de comer, noto como la boca se me hace agua y mi mente viaja a los lugares donde se pueden degustar delicias como estas. Hay blogs de cocina que consiguen eso, y uno de ellos es Mi dulce tentación, un estupendo diario de cocina repleto de delicatessen como la que os muestro. Tiene, además, recomendaciones de restaurantes y tiendas, interesante información sobre bebidas y vivencias personales de su propietaria, que escribe cada entrada con mucho mimo y pasión. Disfrutad, y no le perdáis el ojo a este blog tan cuidado e inspirador.

 

                            Delicias de queso.

 

              Batido de coco en una isla bajo el mar

 

                            Ensalada de papaya y jamón ibérico.

 

                             Pan de plátano.

 

                            Mousse de chocolate.

 

John Dummer

>

Hoy os quiero presentar otro fantástico fotógrafo de interiores, John Dummer. Si en otras ocasiones nos ha sorprendido la luminosidad de las fotografías, en este caso quiero resaltar el juego de luces y sombras. Me parecen unas imágenes que invitan a la melancolía, a través de estos espacios llenos de serenidad.