Cuando haces lo difícil, creces

 Cuando haces los difícil creces

 

En mi vida he crecido a paso de gigante en varios momentos vitales. Cuando tuve que navegar por el divorcio de mis padres, cuando me fui a Londres a vivir a los 18 años de Au-pair, cuando superamos en familia problemas graves, cuando sufrí desamores, cuando me enfrenté a periodos muy bajos anímicamente, cuando empecé a dedicarme a docencia con adolescentes, cuando fui madre, cuando emprendí…

Todas estas cosas me han curtido y me han hecho crecer y me han convertido en la persona que soy ahora, en parte también por todas las influencias positivas que también he tenido.

Uno no debería tener que hacer lo difícil para crecer pero es así. Le pasa a muchísima gente, que crece después de una enfermedad, un divorcio, una circunstancia complicada…También es difícil atravesar la infancia, transitar por la adolescencia, entrar en la madurez, aceptar hacerse mayor.

Con esto no quiero decir que uno lo tenga que pasar mal para crecer, eso son circunstancias de la vida. Pero sí que me da la impresión de que las cosas importantes de la vida, las que te impulsan hacia adelante como persona son las difíciles, no las fáciles.

Cultivar relaciones verdaderas y profundas es difícil, conlleva aceptar al otro, comprender, empatizar, y amar incondicionalmente sin esperar nada a cambio. Y eso es difícil, hay que ofrecer muchísima generosidad, y convivir con la vulnerabilidad, hay que poner mucha piel sobre la mesa.

Construir una carrera, sea del tipo que sea, es un tema de muy largo recorrido, seas emprendedor o trabajes por cuenta ajena, las dos cosas son costosas, si se trata de conseguir tener una vida laboral en la que nos realizamos y conseguimos hacer lo que nuestra esencia necesita. Conlleva muchas renuncias, picar mucha piedra, mucha paciencia.

Convertirte en la persona que deseas ser también es difícil, conlleva tirarse al vacío, atreverse, renunciar a la comodidad, renunciar incluso a estar a “buenas” con gente de tu círculo, y muchas cosas más.

En este entorno nuestro y en este mundo nuestro donde todo va tan rápido, y muchas de las relaciones son superficiales, basadas en likes y en intereses de intercambio, hablar de lo difícil también es difícil, no es “cool”, no es cómodo.

Sabéis que muchos posts los llevo al mundo del emprendimiento, porque además de ser emprendedora y formadora de emprendedores, creo que es un mundo en el que se pueden hacer muchos paralelismos con la vida en general, que es lo que a mi me interesa por encima de todo lo demás, el hecho humano, la vida y sus cosas.

Las redes sociales están inundadas de mensajes, de cursos, de maneras de relacionarse que parecen “atajos”, pero como suelo decir en los posts y en mis cursos y machacar hacia la saciedad “no hay atajos”. Bueno, sí que los hay: “hacer todo el camino, hacer lo difícil”.

Lo bueno además de hacer todo el camino es que la vida va de eso, de andar todo el camino.

 

 

5 respuestas a Cuando haces lo difícil, creces

  1. 1
    virginia dice:

    Buenos días, Cristina,

    cuanto tiempo sin pasarme, por mi sermón de los domingos y cómo me gusta <3

    No sé si has visto esta película, yo la vi hace poco, 127 horas.
    Hay una frase que él díce, "esta piedra llevaba toda la vida esperándome"
    no te voy a desvelar más, pero cada vez más creyente, de que todo sucede por alguna razón y cada uno tiene una piedra esperándole, donde habrá un antes y un después.
    Yo creo que creces, cuando llega el momento, como la parábola de la buena semilla.
    Ahí queda eso LoL Feliz Domingo.

  2. 3
    Mirai dice:

    Sabemos que debemos hacer lo difícil… pero… el miedo es… un gran psicólogo… sabe todas tus debilidades y flaquezas… supongo que por eso se crece cuando se hace lo difícil, porqué en el fondo has superado tu miedo, te has superado a ti misma…

    Gracias por estos post de domingo de café, sol y pensamientos…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>