Nuestros pequeños Gerald Durrell

El Gerald de Meisi tiene 11 años, y el de Elena, 7. Comparten nombre – que no es Gerald, aclaramos, por si alguien se despista – y aficiones. Dales bosques, animales, hierbajos y bichos… y serán felices.

El Gerald de Meisi regaló en su cumpleaños plantas en vez de golosinas, esa fue su idea,
y compró doce plantas de verbena, tan coloridas. No contento con eso, al día siguiente se fue al vivero (la única atracción del pueblo) y se compró un girasol y otra planta de florecitas azules. Días atrás se compró una planta atrapamoscas. En la escuela lee una
revista a la que están suscritos y cada día trae un montón de datos sobre el mundo en general y de animales en particular, amén de consultas en Internet sobre todo esto. Anda enredando con comprar un roedor peruano, ya ligeramente superada la fase de las iguanas y
camaleones.

 


El Gerald de Elena no puede salir al bosque sin su bote para bichos. Recoge flores y sufre mucho cuando hay que tirarlas, y se niega a hacer el experimento de meter tinte en el agua para ver cómo cambian de color porque lo interpreta como una especie de profanación. En su biblioteca más de la mitad de libros son de dinosaurios y animales. Y cuando se me ocurrió darle a escuchar el Cant dels ocells (canto de los pájaros), interpretado al violonchelo por Pau Casals, su máximo interés fue saber qué tipos de pájaros salían en esa canción, cómo eran y cómo cantaban. Así es como pasa el rato cada vez que pisa tierra (aunque en el asfalto no se le escapa tampoco insecto urbano o mala hierba creciendo en cualquier rendija):
 

 

Es por este motivo que cuando leemos "Mi familia y otros animales", relato autobiográfico de la infancia de Gerald Durrell en la isla griega de Corfú, no podemos evitar imaginar cómo vivirían nuestros hijos esa libertad. (Podéis comprar aquí el libro en castellano: "Mi familia y otros animales" y también en catalán: "La meva família i altres animals").
 

Este es un extracto de la wikipedia, de la biografía de Gerald Durrell:

La familia se trasladó de nuevo a la isla griega de Corfú en 1935, donde Durrell empezó a capturar y coleccionar especímenes de la fauna local como mascotas. Permanecieron en la isla hasta 1939. Este intervalo de tiempo sería más tarde la base para el libro Mi familia y otros animales y sus secuelas, Bichos y demás parientes, El jardín de los dioses, y varias historias cortas.

Durrell no asistió al colegio durante su estancia en Corfú, sino que recibió sus enseñanzas de varios amigos de la familia y tutores privados, la mayoría amigos de su hermano mayor (y futuro novelista de éxito, Lawrence). Uno de ellos en especial, el griego Theodore Stephanides, sería el mentor y amigo del joven Gerald. Doctor, científico, poeta y filósofo, las ideas de Stephanides, junto con los escritos del naturalista francés Jean Henri Fabre, dejaron una impresión imperecedera en el muchacho. Profesor y alumno capturaron, investigaron y examinaron las especies existentes entre la fauna de Corfú, usando desde tubos de ensayo hasta bañeras.

 

9 respuestas a Nuestros pequeños Gerald Durrell

  1. 1
    Gelena dice:

    Me encanta el libro de "Mi familia y otros animales", me lo regaló mi ahora marido hace muchos años.
    Ojalá mi hijo tenga algún día la curiosidad y el amor por la naturaleza de Gerald, porque ahora con dos años su único afan cuando ve una hormiga o cualquier otro bicho es pisarlo. Estamos intentando convencerle de que todos los animales son buenos y no hay que hacerles daño, pero parece que no lo acaba de pillar.

  2. 2
    Elena dice:

    Es que con dos años es pequeñito, ya irá aprendiendo por el simple hecho de vivir… De todos modos, nosotros no hicimos nada especial con nuestro hijo, le salió solo, era algo que llevaba dentro. El pequeño no tiene ese interés ni de lejos, y eso que ha estado mucho más "motivado" que el mayor solo por el hecho de crecer al lado de un fanático de la naturaleza. A unos les va la naturaleza, a otros la música, a otros la literatura, a otros el arte, a otros la astronomía… Lo maravilloso es que puedan desarrollar su pasión libremente.

  3. 3
    SON dice:

    Me habeis emocionado con este artículo, no porque mi hijo sea como el vuestro, sino porque me he visto reflejada en la niña que era. Toda clase de bichos pasaron por mi casa, la mayoría de ellos clandestinamente(erizos, sapos, culebrillas, estrellas de mar …). Recuerdo una serie de libros de Enid Blyton, los de aventura, releidos una y mil veces por aquel niño llamado Jack, siempre con bichos a bordo. Así, el día que con 11 años me preguntaron que quería ser de mayor, aun recuerdo la cara de pasmo de la señora cuando le dije, pues ornitóloga, que si no?.

  4. 4
    criscamarena dice:

    a mi también me encantaban los animales de pequeña, incluso ibamos a pescar ranas, con unas cañas que preparabamos, un hilo y un algodón al final. Cuando la rana notaba el movimiento del algodón lo mordía y tirabamos y luego a cazarla a mano como locos. Las metiamos en unas bolsas de tela que llevabamos al hombro, nos encantaba el movimiento de todas las ranas dentro, y al final, las soltabamos. Me encantaba.

  5. 5
    Meisi dice:

    Es verdad, de los 4 hermanos sólo él tiene esa afición innata. Lo llevan dentro :) me alegro que os haya gustado.

  6. 6
    pilar dice:

    "Mi familia y otros animales " era uno de los libros que tenia mi marido cuando lo conocí hace muchos años, lo leí y me encantó la descripción y la pasión de Gerald por los animales, yo despues le regale "la Guia del Naturista", que tambien está genial. Ahora que me lo habeis "refrescado" se lo recomendaré a mi hija Julia para que lo lea, le encanta la naturaleza y los animales (quiere ser veterinaria), ojalá…. y nosotros tenemos pendiente una viaje a la isla de Corfú. Besos, rescatais cosas asombrosas, gracias.

  7. 7
    Nurhay dice:

    Guauuu vi la peli hace dos años y me encantó… el libro tiene que ser genial… lo tenía olvidado… gracias por refrescar la mente… ya no tengo agenda ahora uso Kireei já, já…

  8. 8
    criscamarena dice:

    no sabía que había peli, gracias Nurhay! ves, la agenda es mutua :-)
    Pilar, Júlia será una excelente veterinaria, o lo que se proponga :)

  9. 9
    Anayara dice:

    ¡Qué entrada tan chula! Ese libro me marcó y es uno de mis preferidos (y mira que soy hija de libreors y he ledio muuuuchos). Es un libro que no debería faltar en ninguna biblioteca infantil. ¡Quiero irme a vivir a ese rinconcito de Corfú!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>