Pedro y el lobo

Fecha de publicación original: 20 de octubre de 2009

El carnaval de los animales de Saint-Saëns, Peer Gynt de Edvard Grieg, El pájaro de fuego de Stravinsky, La flauta mágica de Mozart… siempre salen estos nombres cuando pensamos en música clásica que puede gustar a los niños. Quizá alguien piense que la música clásica no puede interesar a los niños, al menos no a la mayoría. Yo soy de la opinión contraria, solamente creo que debe presentárseles de manera adecuada y no como una obligación… no debemos someterlos a tediosas audiciones como si de melómanos se tratara. Tener en casa algunas buenas grabaciones (con orquestas de verdad, no “adaptaciones” electrónicas de ínfima calidad, nunca me canso de repetirlo) me parece tan necesario como una biblioteca bien surtida. Algunas obras no les llegaran a interesar nunca, pero otras pasarán a formar parte de los recuerdos de su infancia. Hoy os quiero hablar de una de estas composiciones, la preferida de mis hijos (con permiso de Saint-Saëns).

Pedro y el lobo es un cuento musical del compositor ruso Sergei Prokofiev, de 1936. Fue encargo del régimen soviético para cultivar el gusto musical de los niños en sus primeros años de escuela. Tan solo 10 años después, Disney lo adaptó con algunos cambios. Hasta la actualidad, ha sido una de las composiciones más utilizadas para acercar la música clásica a los niños, ya que cada personaje se representa con un instrumento musical diferente (flauta, oboe, fagot, clarinete…) y la historia es muy atractiva.

Se han editado versiones narradas en múltiples idiomas por personajes famosos como Josep Carreras, Iñaki Gabilondo, Sofia Loren, Jack Lemon, Sting, David Bowie, Sharon Stone o Boris Karloff, entre otros.

 

  

 

   

 

 

 

 

 

 

 

Esta es la versión de Disney, que se puede ver en youtube:

 

 

 

También se han hecho versiones teatralizadas, entre las cuales, una de las producciones para niños del Gran Teatre del Liceu de Barcelona, Pere i el Llop, que se representa nuevamente esta temporada. Mi hijo mayor fue hace poco con el colegio y, de todas las salidas a obras teatrales y conciertos que ha hecho hasta la fecha, ha sido de la que ha vuelto más entusiasmado.

 

 

  

En castellano hay, entre otras, una versión de La Mota de Polvo, narrada por Fernando Palacio e interpretada por la Orquesta Filarmónica de Gran Canaria.

 

 

 

 

También hay esta otra versión de Tritó, narrada por Leonor Watling e interpretada por la Ensemble Orquestra de Cadaqués bajo la dirección de Vasily Petrenko.

 

 

 

En catalán, esta última editorial cuenta además con una versión narrada por Jordi Sánchez.

 

 

 

 

 

Árbol de Navidad

 Dentro de poco empezaremos a decorar las casas con árboles de Navidad. Esta es una selección muy DIY, para juntar creatividad y fiestas.

Eva_11

De Misako Mimoko, tutorial vía Charlote Handmade

 

arbol de navidad

Giochi di carta

 

sania-pell-croatian-decoration-2

Sania Pell

 

arbol de navidad 2

Yvestown

 

NLLG

Downtothewoods

 

arbol de navidad

The girl creative

 

¿No tengo tiempo?

sin tiempo

Ilustración de Rocío Mejías, Ciofont

 

El otro día escribí en mi muro este lamento: “Necesito comer mejor pero no tengo tiempo para cocinar porque tengo que trabajar para comer, pero si no como mejor no tendré energía para trabajar… para comer…mejor…modo bucle on” y mucha gente se unió con el mismo lamento: yo también, y yo, idem, etc, etc. Pero al rato pensé: “No es verdad que no tenga tiempo para cocinar, porque sí que cocino, y además, tengo el mismo tiempo que tenía antes, cuando cocinaba mejor”. Mi jornada laboral siempre es la misma, de unas 8 horas. Me di cuenta de que no era tiempo lo que no tenía, era espacio…mental.

Para cocinar mejor necesito más espacio mental, centrarme en la cocina y apagar todo el ruido mental del trabajo. De hecho, si me centrara más en una actividad alejada de la marabunta laboral, como es la cocina, el ruido mental se apagaría más fácilmente, ya que cocinar es en cierto modo como meditar, te centra en el aquí y el ahora: cortar, sofreír, remover, verter, probar, salpimentar… Es uno de esos casos que parecen paradójicos, como cuando te dicen que contra el cansancio lo mejor es dar un paseo. Para tener más tiempo, se necesita usar tiempo.

Esto lo veo mucho en la gente de nuestro entorno, en los autónomos, la gente con la que hablo también en el acompañamiento, los emprendedores de pequeños proyectos creativos. Es un lamento común: no tengo tiempo…si tuviera más tiempo… o bien, trabajo todo el día y aún me faltan horas.

Y así es, los emprendedores podríamos trabajar las 24 horas del día y aun dejaríamos trabajo por hacer, por una simple razón, porque un autónomo siempre puede hacer más, si quiere, es un trabajo que no tiene fin, puedes hacer una factura más, abrirte cuenta en una red social más, hacer un curso online más, leer un artículo más, atender con más dedicación al cliente, contestar a todos los emails hasta dejar la bandeja de entrada limpia, buscar más fuentes de ingresos, hacer más promoción, envolver y enviar más rápido…incluso crear más, que al final, lo que le da sentido a todo que es crear queda muchas veces en un segundo o tercer plano. Y así, hasta agotar todo el espacio mental que tenemos.

Hay momentos en que necesitamos trabajar más de la cuenta, de eso no hay duda, y puede ser una situación continuada durante unos años, para poder poner en pie un proyecto, pero un autónomo también puede decidir cerrar la oficina, y continuar al día siguiente. Al igual que alguien que trabaja por cuenta ajena pero se lleva el ruido laboral mental a casa después de cerrar, también puede dejarlo atrás. Esto, en realidad, es universal. El otro día también comenté en redes que me tomaba la tarde libre para irme con mi hijo a coger un tren por placer, a dar una vuelta sin más. Me quejaba también diciendo que al día siguiente tendría el doble de trabajo, y así fue…pero la verdad es que me pareció que tenía la mitad, mi mente estaba más descansada y despejada.

Alejarnos mentalmente del trabajo es algo que necesitamos hacer más a menudo. Ocho horas de trabajo bien planificadas y aprovechadas son más que suficientes, pero eso ya da para otro post. De momento empezaremos por cocinar mejor.

Muebles con cajones

Me encanta este tipo de cajoneras, aunque no son muy fáciles de encontrar…

 

Oehlenschlægersgade 60, 6tv. 1663 Kbh.V. +45 40822786

Dust-jacket attic

 

muebles con cajones

Freude von freunden

 

606003de2c506d20b06f0b858f731e54

VTwonen

 

After-3

The painted hive

 

9bc9cb857dba13b315d53affeeed6d86

Scandinavian Deko

Ilustrarium, galería de ilustraciones. Gastos de envío gratis

promo_nadal2014 (1)

 

Ya os hemos hablado de Ilustrarium anteriormente, la tienda online y galería de arte centrado en ilustración de autor. Si os apetece regalar o regalaros una obra de arte asequible (en inglés, affordable art) de alguno de vuestros ilustradores preferidos o alguno por descubrir esta semana Illustrarium tiene promoción de gastos de envío gratis. Podéis ver más en su web y seguir sus actualizaciones en su Facebook.

Y si queréis ver las obras en directo, podéis hacerlo en la galería en Granollers. Conocemos a Marta Ardite, el alma detrás de Ilustrarium y sabemos que lleva su proyecto con muchísima pasión y dedicación, un precioso proyecto de selección de pequeñas obras de arte para atesorar en casa.

 

wimmer_pusteblume_full

Sonjia Wimmer

 

880832f4bdb60f75a4e98380edc72005

Luciano Lozano

 

mo_palabras2_full

Mo Gutiérrez

JAVIER ZABALA PÁJARO 2_low

Javier Zabala

 

007

 

imatge_about

Alba Marina Rivera

 

 

Estrella forrada de lana

jul neonrosa

Fijaos qué cosa más sencilla con un resultado tan crafty y vistoso. Es de Kronprinsessene. Ideal también para hacerlo con niños y con otro tipo de formas.

 

jul neonrosa 7