¡Qué bonito, pero qué caro!

Post publicado por primera vez el 22 de noviembre 2014

2013_overruimte_Liekeland_1500_web-1200x567

Ilustración de Liekeland

El otro día hablábamos sobre este tema en un hilo en redes sociales, esta es una frase que se escucha muchísimo en nuestro entorno, en el de los artesanos, artistas, y pequeños emprendedores y que tire la primera piedra quien no la haya pronunciado alguna vez. Pero bien, no es lo mismo decir: qué bonito, pero qué caro ante la foto de un apartamento de un millón de euros en la calle más cara de cualquier ciudad europea, que decirlo ante una taza de cerámica pintada a mano que cuesta 30 euros. Hay una gran diferencia y no lo digo por la cifra.

Vaya por delante decir que en el terreno de los precios hay abusos en muchos productos, sean del tipo que sean pero el lamento de aquel hilo es el que oigo a diario a la mayoría de pequeños productores con los que hablo, incluso yo misma lo vivo con mis proyectos. “No vendo mis creaciones porque la gente las encuentra caras”. Un momento: ¿Es cara una taza de 30 euros en la que se ha invertido más de una hora en hacerla y pintarla a mano?, ¿Una bufanda tricotada con lana de calidad? ¿Un bolso cosido a mano con telas naturales? ¿Una tarta casera?

En el terreno del “pricing” (así llaman en inglés al ponerle precio a las cosas), se distingue entre el coste y el valor. No es lo mismo lo que algo cuesta, que lo que algo vale. Es fácil verlo así: un apartamento que cuesta un millón de euros es caro (quizás muchos digan que no, que son las leyes de la oferta y la demanda, pero bien, eso es otro tema) Una taza hecha a mano que cuesta 30 euros no es cara, de hecho es barata. Y digo barata a propósito, porque barata tiene una connotación distinta a económica, porque al final lo que pasa con toda esta historia es que los propios artesanos están devaluando sus propias creaciones, rebajando sus precios y “abaratando” el entorno, con las buenas intenciones de poder vender a todos aquellos que de esta manera tan casual y rutinaria exclaman: ¡Qué bonito, pero qué caro! Vender una taza ilustrada a mano por 15 euros no beneficia a nadie, al contrario.

Lejos de querer crear polémica porque sé que el tema de los precios es muy delicado, lo que me gustaría resaltar es el valor real de lo que está hecho a mano, o en pequeñas producciones mixtas, animar a que se vea y se mida con el criterio justo, y crítico, también, porqué no decirlo, pero para ser crítico uno tiene que informarse y saber qué hay detrás de cada proyecto y que la próxima vez que pensemos: es bonito pero es caro, veamos si estamos hablando de lo que cuesta o de lo que vale. Lo suelo comentar en el acompañamiento: tu cliente es quien aprecia lo que vale tu producto (o quien puede permitírselo).

Hablando de permitírselo, muchas veces pensamos que no podemos permitirnos algo más costoso pero compramos sinsentido. Esas sí que son, en realidad, compras caras. Tener 5 vestidos de 20 euros sale muchas veces más caro que comprar una prenda de 100 euros, prenda que seguramente será atemporal, bien hecha, de calidad, y con un gusto exquisito y la usaremos durante años, por no entrar en cómo, de qué manera, dónde y quién produce vestidos a 20 euros. Mi madre suele decirlo: “todo lo barato es caro”, aunque luego es la primera que mira los precios con lupa y también pronuncia constantemente la frase en cuestión.

 

77 respuestas a ¡Qué bonito, pero qué caro!

  1. 1
    virginia dice:

    Buenos días, Cristina, tienes más razón que un santo! Me has recordado al cuento del anillo, de Bucay, no puedes mirar igual una taza hecha en serie, que una artesana, que además de la creatividad, han puesto lo más valioso que tenemos (bueno que en realidad muchas veces nos falta) que es el tiempo. Yo muchas veces veo cosas maravillosas, que no son caras, pero por circunstancias, a veces, no me las puedo permitir. Que tengas un feliz día.

    • 3
      Asun dice:

      Cuánta razón tienes, sobre todo por las dos cosas que señalas, el valor y el precio no es lo mismo. Y también por lo sangrante que resulta que nos lleguen tantas “cosas baratas” que tienen un coste detrás, real y además muy dudosamente humano y ético.

      Que tengáis un buen día!

      Y mil gracias,

      Asun

  2. 4
    Dalia dice:

    Totalmente de acuerdo. Yo preferiría que compráramos más cosas hechas a mano, artesanales, de calidad y con una inversión de calidad, como dices tú, atemporal. Sin embargo, mucha gente, la mayoría, prefiere acumular productos de mala calidad, repetidos por doquier, y digámoslo así, cuya producción no beneficia a nadie, sino más bien condena a la explotación a un número infame de personas en beneficio de unos pocos. Sí, el mercado chino.
    Espero que en los nuevos tiempos, con tantas inicitativas emprendedoras y creativas, nos demos cuenta del valor de las cosas.
    Buen fin de semana!

  3. 5
    Bulbo dice:

    Totalmente de acuerdo contigo, no sabremos el valor de las cosas hasta que hayamos hecho una. Tenemos que reeducarnos en este sentido, y realmente pensar que comprar barato es un mal a la humanidad, es como el reciclaje, con el tiempo nos hemos acostumbrado a separar la basura, ahora nos tenemos que acostumbrar a no generarla.
    Gracias por el post Cristina.

  4. 6
    Milagros Paseta dice:

    Ay Cristina! Qué razón tienes! La ilusión de las horas de creatividad y trabajo que invertimos en nuestros proyectos, por no hablar de la inversión de tiempo y dedicación en la búsqueda de materiales que sean los más bonitos, de la mejor calidad… Se desploma en un segundo al oír esa frase… Y a veces pienso, “vale la pena?”, y después pienso “continúa y disfruta, es mejor que mis libros los tengan quienes los valoran y los disfruten, ya encontraremos la manera de que además el esfuerzo sea rentable…” Gracias por este post, al menos uno siente que no es la única que convive con esta sensación. Milagros

  5. 7
    rosana dice:

    Estoy de acuerdo contigo. A veces nos parecen caras las cosas porque las comparamos con esas mismas cosas no hechas a mano ni artesanalmente, y sabemos que una taza mal hecha en cierta tienda puede costarte uno o dos euros. Hay una enorme diferencia entre lo artesanal y lo hecho en cadena y los productos de bajísima calidad que nos venden en muchos lugares. Pero yo también quería hacer una crítica a algo que vengo observando últimamente. Entiendo que cada uno pone el precio que quiere a su trabajo y también el que la gente está dispuesto a pagar por él. A veces veo productos que me gustan en Etsy, o en Artesanio, o en Dwanda, y valoro si ese producto vale lo que cuesta, finalmente me lo pienso, y creo que sí, lo meto en mi carrito virtual, y cuando voy a pagar veo que los gastos de envío son totalmente abusivos. Sé que esto se sale un poco del tema, pero un diseñador español, que te va a enviar una ilustración o unas postales no te puede cobrar más de gastos de envío de lo que cuestan. Me parece que se abusa bastante en ese tema.

    Bueno, siento el rollo que he soltado.

    Me encanta vuestra página desde los inicios, y os leo a diario.

    • 8
      Belén dice:

      Yo puedo responderte a esto, tengo una tienda online.
      La razón es que, si no eres una gran empresa como Asos o H&M, las empresas de transporte no te ofrecen tarifas competitivas. Seguro que a todos nos gustaría enviar a nuestros clientes sus compras gratis, pero desgraciadamente no podemos, sólo podemos buscar hasta encontrar la empresa que te de un buen servicio a un precio razonable.
      Saludos!

  6. Lo más fácil en este tema es pensar en cuanto valoraríamos algo hecho por nosotros. Seguro que ahí es cuando aprecias las horas y el trabajo dedicados…Cuando hicimos la encimera de nuestro baño empecé a comprender porqué los carpinteros cobran lo que cobran. Y sé que si vendo la casa nadie va a valorar los días que pusimos en ello. Cualquier trabajo artesano lleva un montón de horas detrás, que normalmente ni siquiera el propio artesano intenta cobrar: la busqueda de materiales, de nuevas técnicas, ese montón de trabajos desechados porque no es lo que buscaba…No valoramos el esfuerzo que hay detrás de una simple taza. Y es muy grande. Otra cosa es que podamos pagarlo. Que muchas veces sí pero estamos comparando preciosde cosas que no son comparables. Como bien dices, Cristina, quizá sea ya hora de tener un vestido en lugar de diez fabricados ya sabemos cómo. Es complicado y exige pararse a pensar, y salir de la corriente, pero es necesario.

  7. 10
    Pilar dice:

    Pues si os quejáis vosotros los artesanos…Imaginad lo te tenemos que aguantar los músicos!

  8. 11
    Marta dice:

    100% de acuerdo, peleando con ello a diario… Yo normalmente lo expreso así: ” no es lo mismo decir que algo es caro, que decir que cuesta mucho dinero ” .

  9. mi abuelo siempre decia que lo barato acaba saliendo caro porque acabas comprando por dos… Me ha gustado mucho tu articulo! Besitosss

  10. 13
    Mariana dice:

    Lo primero que quiero decir es que me encanta lo que hacen un montón de artesanos y que de vez en cuando consigo comprar algo, y eso me hace muy feliz.
    Sin emargo, si bien tienes razón en el fondo de lo que dices, llega un momento en que te pasas. Desde luego un vestido de 100 euros es mejor inversión que 5 de 20, pero resulta que yo me tengo que vestir todos los días, y no puedo ni ir con un solo vestido, ni comprarme 5 de 100. Por no decir que eso de que te duran para siempre me parece un poco así, ya que a mi personalmente ni me vienen ni me quedan bien vestidos de hace 10 años, aunque estuviesen como nuevos.
    Sí, quizá los que ganamos 600 euros deberíamos decir “Qué bonito, pero no lo puedo pagar” para que el artesano se sienta mejor, pero también deberíais ser conscientes de que en los tiempos que vivimos, los precios justos para la artesanía (que no discuto que son los que deberían tener) son un artículo en muchos casos para privilegiados.
    Como última nota, casi ningún trabajador recibe un salario a la altura de lo que merece su trabajo. Es injusto, pero no es algo exclusivo de la artesanía.

    • 14
      Rocío dice:

      Contigo sí estoy completamente dé acuerdo

    • 15
      Laura dice:

      Tb totalmente de acuerdo contigo,Mariana

    • 16
      Alma dice:

      Opino lo mismo. Toda la razón.

    • 17
      Gema dice:

      Estoy de acuerdo contigo en el tema de que si tienes un salario de 600€ no puede una hacer magia y comprar a lo loco, pero quería compartir la realidad de mi día a día. Tengo un negocio donde todo lo que vendo es de producción española y creo de esa forma hago que tengamos trabajo y que se mantengan fábricas por que hoy en día lo fácil es comprar por muy poco ropa que viene de lejos que no deja a qui nada mas que miseria.
      El problema es que consideran cara una camisa de 27€ por que en otros sitios les cuesta 6€ y no piensan en su salud por ejemplo ya que lo tintes que utilizan en Asia contienen componentes dañinos para la salud, ni tampoco en los trabajos de los que han hecho la camisa en España, ni en su propia jubilacion ya que si aquí no cotiza nadie cuando seamos viejitos no vamos a tener ni para pipas, pero eso si los mismos que dicen que mi camisa es cara se van de crucero y se compran un cochazo y eso no es caro. No es algo que me invente es lo que vivo día a día.
      Ahhhh y por cierto yo como autónoma no tengo seguro ningún sueldo ni mucho menos de 600€ por desgracia para mi.
      P.D. Tengo clientas asiáticas que según entran por la puerta me hacen enseñarles las etiquetas para ver que está hecho en España, no quieren nada chino por que es malo, que mundo tan loco.

  11. 18
    Harmonie dice:

    Que dificil este tema del pricing! Siempre es complicado posicionarse, crear un producto atractivo visualmente, con buenos materiales pero a un precio “justo”. Justo para recibir algo por tu trabajo y justo para que unas personas te lo pueden comprar (al final tampoco quieres 15000 clientas para una misma tasa)…
    Es una cuestión que siempre tenemos con mis alumnas y clientas que venden sus creaciones !
    Gracias Cris :-)

  12. Es así, totalmente de acuerdo!
    Feliz día!

  13. 20
    curra dice:

    Efectivamente es un tema complicado y siento ser la que siembra polémica con este tema, pero creo que en el tema de la artesanía y la creación, como en todo, hay también muchos abusos.
    A demás de creadora, soy consumidora de artesanía, pero no todo vale.
    Los dos grandes argumentos que se suelen usa para justificar el precio de estas piezas son dos: la artesanía (hecho a mano es igual a mimo y dedicación, exclusividad, horas de trabajo…) y calidad (en los materiales empleados, en los procesos y en la experiencia del creador)
    Para saber si lo que queremos comprar merece la pena debemos valorar todo esto.
    Respecto al primero, no siempre más horas de dedicación suponen mejor diseño, ni que resuelvan mejor tus necesidades. Mariana lo ha aclarado muy bien con su ejemplo de la ropa. Hay que reconocer que el plástico también es útil en la vida práctica y que no todo lo que compramos lo queremos para siempre en nuestro armario o estanterías.
    Creo que si el diseño se baja de su pedestal y empezamos a crear también cosas reales, prácticas, irrompibles y a precio asequible podemos dar un toque estético y creativo a la vida cotidiana.
    Ya hay muchos artistas que trabajan en esta línea y yo hace tiempo me uní. No se trata de desprestigiar nuestro trabajo, más bien de acercarlo.
    Siento la parrafada.

  14. 21
    Laura dice:

    100% de acuerdo

  15. 22
    Tamara dice:

    Buenos días,

    Te doy la razón en lo que dices, aunque tengo algo que decir. Soy diseñadora gráfica desde hace 10 años, y te puedo asegurar, que esta, sí es una profesión barata. Y lo digo porque hoy en día, cuando quieres cobrar, como bien dices, tus horas y trabajo, la gente dice qué caro, mi prima tiene un blog gratis y un logo y tarjetas por 20€. Ahí creo que también deberías meter lo “barato”. Ya no se valoran las horas que le dedicamos a documentarnos, pensar, bocetar, borrar, empezar de nuevo… más los cambios que vengan del cliente…por 20€, 50€ etc?
    Estamos tan inmersos en el mundo del ya rápido, que creemos que con una tecla se hace todo en 5 minutos…
    Saludos ;)

  16. 23
    Rina dice:

    Me ha gustado el artículo, más hasta cierto punto todo es relativo.

    La artesanía, a veces funcional a veces decorativa, es artículo “de lujo” hoy día porque la producción industrial la ha desplazado, pero no perdamos de vista el hecho de que –como bien apunta Cristina– el artículo “barato” (véase el vestido de 20 euros) tiene ALTOS costes ocultos (medioambientales y eplotación laboral, por citar los dos más significativos).
    Partiendo de esta base a mi no me preocupan los precios que ponen l@s artesan@s, ya que como artículos de lujo la frecuencia con la que compro es poca.

    Pero yo considero que en la base del meollo se encuentra el consumo. Consumir menos y con criterio compensaría “lo perdido por lo ganado”. Pero tenemos tantas “necesidades” creadas que la manera de satisfacerlas es el círculo vicioso comprar-tirar-volver a compar para renovar.
    Y hay otros temas colaterales, pero ya sería extenderse mucho.

    Lanzo una pregunta: es el pricing un asunto de valoración de tu obra o de perpetuar el tren de vida del artesan@? — y no es una pregunta unidireccional, pues también soy artesana ;)–

    Un abrazo y gracias por los artículos reflexivos Cristina, a veces viene muy bien <3

    • 24
      belén dice:

      Yo también lo veo como tú. Al final el problema es otro mucho más profundo que ha calado demasiado en nosotros como para poder verlo con claridad…

  17. 25
    Kissmegurumi dice:

    Me encanta! Con tu permiso, lo comparto. Esta semana me ha pasado con una amiga que se compró una casita de más de 1 millón de euros (no tiene problemas para llegar a fin de mes, no), pero le pareció caro un muñeco de 8 horas de trabajo por 30€.

  18. 26
    monica dice:

    Pues yo creo que si pero no. Es decir, yo por ejemplo nunca compro en el chino, ni en el Tiger ni en ningún sitio de esos que tiran los precios, pero muchas veces y por mucho que me guste y muy artesanal que sea digo eso de “bonito pero caro”.Yo también soy emprendedora muchas veces mi trabajo es manual. Si vendo 200 detalles de boda aplico un margen a los materiales y al chocolate (margen no muy grande) pero al cliente no le cuento las horas que tardé en hacer las bolsitas, montar las cajitas, hacer las etiquetas, y poner los lazos..y por supuesto no le cobro esas horas de trabajo porque sería invencible. Sin embargo las horas de trabajo artesanal si se cobran o incluso si llevo el coche al taller también me las cobran. Por qué unas horas de trabajo si y otras no? Valen más las horas de trabajo del artesano que las mías? O las del fontanero? No es justo.

  19. 28
    graciela dice:

    Totalmente de acuerdo, el trabajo artesanal en si no tiene precio, es unico, puede ser parecido pero pieza por pieza es solo esa, y el precio es calculado segun nuestro gasto de materiales y nuestro tiempo invertido, pero nuestra creacion que lleva nuestro espiritu no tiene valor, y a veces esas frases repetidas de que lindo pero caro, lastiman la sensibilidad que uno tiene, gracias a quienes no dudan en admirar nuestro trabajo
    CANELA DORADA

  20. 29
    Raquel dice:

    Estoy de acuerdo que lo echo artesanalmente tienensu valor. Pero ahora tenemos q pensar en la persona q en su casa necesita 4 tazas y le gusta la artesanal, que paga 120 euros y eso con un sueldo de 600 euros al mes, pagadon hipoteca, luz, etc… Pues no, esa persona va a buscar lo mas barato que es lo que se pude permitir.

  21. 30
    pendientera dice:

    Mucha razón, a mí me han llegado a decir que una libreta pequeña con una reprodución de una ilustración original mía a 3€ es cara…
    Muchas veces también es ignorancia en este ámbito, creen que los dibujos salen de “Internet” y se producen por generación espontánea, lo digo en serio. He oído a gente decirle a un compañero que “ese dibujo no es tuyo, es sacado de Internet” y explicarle cómo lo ha hecho, que ha sido él el que lo colgó en internet y mirarnos con cara de “a quién pretendes engañar”…

  22. Muchas gracias Cristina,
    Totalmente de acuerdo. Todos somos parte del cambio de visión.
    Me encanto, lo comparto, un saludo cariñoso
    Susana

  23. 32
    Ana - Querubino dice:

    Totalmente de acuerdo. Y la verdad que el tema de valorar y poner precio a un producto realizado por uno mismo…. Es difícil, ya que hoy en día ya no se trata de conseguir grandes beneficios, sino de no perder dinero. A mi es la parte que mas me ha costado de todo el proceso.
    Pero aún con todo… Me encanta lo que hago…:D

  24. 33
    Maya dice:

    Comparto mucho tu comentario, aun cuando agregaría que el “que caro” suele estar ligado también a nuestra propia situación económica, es decir es distinto 100 euros para alguien que gana 500 que para quien gana 2 mil. Y depende también del objeto o para que lo queramos. Por ej el caso de la taza, me parece preciosa una taza ilustrada a mano y bien su precio a 30 euros, porque finalmente es una obra de arte, si tuviera el dinero la compraría para guardarla en una vitrina, pero si quiero comprar una taza para usar a diario y tomar mi café, probablemente me comprare una taza de no mas de 10 euros porque es algo que se puede romper y no estoy dispuesta a gastar 30 euros en algo que puede que me dure 1 mes si mi gato lo bota o si se le cae a alguien.

  25. Yo creo que el principal problemas es de VALORES en todos los sentidos…. de Valores me voy al valorar y del valorar al valor que tienen, en este caso, las cosas hechas por uno mismo… La frase “Qué bonito, pero qué caro!!!!” la llevo oyendo en la tienda de artesanía de mis padres desde mi adolescencia, ya nos hemos acostumbrado pero aún así te sigue molestando… ¿Cómo se puede tener el descaro de decirle eso a una persona? Además alto, claro y hasta con enfado…¿Enfado por el “quiero y no puedo”? ¿Enfado por la incomprensión de esas altas cifras junto a las ridículas cifras masivas de un mercado indigno a las que ya estamos tan acostumbrados y hemos normalizado?

    La verdad que es un tema delicado, porque si que hay gente que se para a reflexionar sobre el valor que tienen las cosas pero no se lo puede permitir económicamente, como por ejemplo yo, cuando me veo en esas situaciones nunca digo que algo me parece caro sino que mi bolsillo en este momento no se lo puede permitir, simplemente, creo que es mucho más sincero conmigo misma y con el artesano que tengo en frente y al menos no le doy un disgusto ofendiendo a su trabajo y a su dignidad, que es lo que veo que hace mucho la gente por impulso, no se paran a pensarlo o ni siquiera son capaces de valorar el trabajo que hay detrás…por ello creo que el verdadero problema que hay con este tema es de VALORES…

    Vivimos en una sociedad que poco a poco se ha ido tragando los valores pequeñitos que son los que nos hacen grandes : lo local, lo artesanal, lo digno, lo especial, lo cercano, lo comunitario… creo que estamos en un proceso de reaprendizaje como sociedad, pero mientras unos cuantos nos damos cuenta de todo esto el mundo sigue veloz en la carrera del consumo de usar y tirar, de no calidad, de no dignidad y a mí me entran ganas de gritar como Mafalda “Paren el mundo que yo me bajo”…

    Por ello creo que es importante empezar por valorarnos a nosotros mismos a la hora de poner un precio para conseguir que los demás valoren nuestro trabajo… Y esos demás existen, el caso es ir dando con ellos y no querer convertirnos en empresas masivas que compiten por precios, porque nos estamos haciendo un flaco favor y creo que los pequeños creativos no estamos subidos a ese carro de la masividad indigna… así que A VALORARSE :))

  26. 36
    Maria Angeles dice:

    Que razón tiene este post.
    Precisamente llevo unos días que me esta pasando esto, que bonito!! pero no podrías hacerme una rebaja!!!. Si supieran las horas que hecho en cada producto, ademas de hacerlo, también el ir y buscar todo el material, que todo combine y que este a gusto del cliente que me lo solicita.

  27. 37
    Pilar dice:

    Estoy de acuerdo en que el valor de una pieza artesana no tiene que ver con el valor de un objeto hecho en serie pero tenemos que tener en cuenta varias cosas en lo que al tema se refiere.
    1- No abusar y hacer unos costes como Dios manda.
    2- Tener el cuenta las comisiones de la plataforma en donde se vende,paypal, etc..
    3- El estado actual de la economia.
    Como artesana que soy este tema lo vivo día a día y creo que la entrada del mercado asiático también ha perjudicado.

  28. 38
    vanessa leiva dice:

    Estoy totalmente de acuerdo, desgraciadamente yo he oido muchas veces esos comentarios de mis bolsos, que casualmente, son de materiales ecológicos y naturales y me los hacen a mano en un taller familiar de Madrid. El coste de mi producto es más caro por la calidad y la manera de producir pero todavía hay muchísima gente que no sabe apreciar esto y vá con su bolso de piel de mala calidad , cosido en Asia a saber en que condiciones y sólo por llevar la marca de moda ha pagado lo mismo que valdría uno de mis diseños….esto es así, espero que cada vez seamos más los que con nuestro trabajo informemos y hagamos llegar el trabajo artesano a todo el muendo y que lo valoren como se merece. Enhorabuena por el post.

  29. 39
    joy dice:

    Hola, tienes razón acerca del valor de las cosas pero simplemente no puedo pagarlo, tal vez en algún momento algún objeto, pero está claro que no voy a poder llenar mi cocina con tazas de 30 euros, así que tendré que resignarme a solo ver.

  30. 40
    Laura López dice:

    Bravo por artículo. Como diseñadora freelance y “handcrafter” es una cuestión que oigo a diario. Como ayuda creé una aplicación gratuita hace algo más de un año para ayudar a los autónomos a calcular de manera orientativa el valor de su hora: calculadorafreelance.com

    Si este cálculo lo pasamos al área de los artesanos y añadimos los materiales (ya sin hablar de inversión en herramientas y demás) que se utilizan para realizar las creaciones entonces lo que observo es que el mercado está muy muy devaluado.

    Me sorprende ver amigurumis en etsy a 25€, ¡con el trabajo que cuesta tejerlos!

    Quizás entre por medio el argumento erróneo de que si lo haces en tus ratos libres, o como hobbie o disfrutas trabajando entonces no puedes ponerle un precio “elevado”. Pero si nosotros mismos no valoramos nuestro trabajo es difícil que el resto del mundo pueda apreciar el valor que tiene algo hecho de manera artesanal.

    Gracias por vuestro aporte!

  31. 41
    Parties on top dice:

    No puedo estar más de acuerdo contigo…
    Yo diseño ilustraciones personalizadas para laminas e invitaciones de boda, pero me cuesta muchisimo esfuerzo ponerles el precio que “valen”, porque la mayoría de la gente cree que deberían costar lo mismo que las de Busquets que puedes comprar en cualquier papelería.
    Ojalá pudiesen ver el esfuerzo y las horas que hay detrás de cada objeto.

    Sabela

    http://www.partiesontop.com

  32. 42
    carol dice:

    Hola,
    Uno de los.problemas que tenemos aqui es es que la cultura Inditex nos ha calado muy hondo.
    Tengo una tienda de ropa infantil donde he tenido que acabar sustituyendo las prendas de marcas pequeñas, locales, que eran especiales y de calidad, por otras compradas en mayoristas de origen desconocido porqué era continuo lo de que bonito pero que caro.
    Un día una chica me preguntó el precio de una bufanda. Valía 20 €, era una bufanda grande de tricot.
    Me dijo que le parecía un poco cara y que si era de lana y estaba hecha a mano.
    Ese es precusamente el problema, que la gente pueda pensar que una bufanda que solo cuesta 20 € pueda ser de lana y esté hecha a mano!

  33. 43
    Maria Vila dice:

    Muy buen artículo me a encantado, sin duda uno de los grandes motivos a lo que lleva a decir “Bonito pero caro” es el poco valor que se le da a lo hecho a mano, a lo artístico, a lo creativo en el mundo del consumismo todo se mete en el mismo saco pero también he de decir que al menos yo…, tendría que valorarme un poco más, valorar mas mi trabajo pero es que este círculo vicioso nos va minando y muchas veces por querer sacar tus trabajos los abaratas,quizás la economia trenga mucho que ver en esto y tengamos que esperar tiempos mejore…

  34. 44
    belix dice:

    Es una lastima que la artesania no sea mas apreciada. Pero tambien estoy harta de ir a ferias de artesania llenas de puestos de manualidades a precio de oro. No todo lo fabricado a mano es artesania. La artesania implica una tecnica para la que es necesaria unos conocimientos.
    Claro que pago por una manteleria o cojin bordado a mano, o por un lienzo al oleo, por un broche esmaltado al fuego, por obras de cesteria… requieren conocimientos, esfuerzo, imaginacion, tecnica.
    Las fofuchas, cosas realizadas con plantillas, broches de fieltro… pueden ser preciosos y tambien los compro pero no es artesania. Y por tanto para mi su valor monetario es menor.
    En esta fiebre que vivimos del DIY veo que mucha gente se esta dedicando a hacer manualidades y venderlas como si fuera artesania. Y creo que eso perjudica a los autenticos artesanos.

  35. 45
    Blanca dice:

    A veces me gustaría volver a esa época en que no existían las monedas, en las que todo era un intercambio de bienes (tanto comida, como artesanía, como saber…). Creo que así volveríamos a valorar las cosas por lo que son y el esfuerzo que cuestan o el cariño que llevan.
    Soy arquitecta, realizo manualidades en mi tiempo libre (no xa su venta, xa uso personal o xa regalar algo único y personalizado, siempre hecho xa una persona en concreto). Al igual que mis manualidades, me gusta personalizar mis proyectos laborales y dibujar con cariño cada línea que delimita un espacio pensado e ideado para cada cliente. Obviamente, eso requiere mucho más tiempo, tanto de estudio como de diseño, aunque al final no me salgan las cuentas ni a 4€/h. A veces me gustaría simplemente proponerle al cliente que no me pagase con dinero, si no con algo que sepa hacer y que sea más o menos equivalente al esfuerzo que yo he realizado (sean patatas de su huerto, q tb requieren esfuerzo y cariño, sea un objeto xa mi vida cotidiana., sea aprender a hacer algo o hablar un idioma nuevo…). Igual así conseguiríamos sobrevivir sin que sea una lucha, realmente haciendo lo que nos gusta, y haciendo, con nuestro trabajo, un poquito más feliz este mundo.

  36. 47
    Maronasc dice:

    Esta reflexión la llevo haciendo hace mucho tiempo, no sólo lo handmade, también el conercio justo es víctima de este “es muy caro”, pero las cosas tienen un precio, y si el consumidor no las paga, otro está pagando por ello, ya sea en forma de condiciones laborales penosas o en abusos al medio ambiente que a la larga, repercuten en todos. Me ha encantado conpartor tan interesante reflexión con mi café dominical

  37. 48
    Mara Tricot dice:

    Dejando a un lado la delicada situación económica actual, lo que yo me he encontrado es que la gente piensa que “artesanal” es sinónimo de “barato”. Yo misma he pensado a veces que algo artesanal es caro, pero lo que realmente sucede es que no me lo puedo permitir. Y eso es algo totalmente distinto, pero jamás se se ocurre decirle al artesano en cuestión que lo que hace es caro, soy consciente de su esfuerzo y trabajo. Soy tejedora y sé de lo que hablo.

  38. 49
    Inake dice:

    ¡Me ha encantado el post, Cristina! Es un problema al que nos enfrentamos diariamente los pequeños diseñadores y artesanos, y da para hablar muchísimo. ¡Gracias!

  39. 50
    esther dice:

    Creo que este discurso ya nos lo sabemos todos.
    A mí me sorprende que camisetas lisas de algodón, sin más, con una pequeña estampación diseñada por el artesano cuesten 40 euros.
    Vale, el diseño lo ha pensado. Vale, la camiseta no es de Zara (A veces sí!) pero estampar 100 camisetas y dejarlas secar no vale 40 euros. Dejemos a parte costes de puestos en feria (la mayoría tiene tienda online y es barato y la publicidad sale gratis monetariamente con las redes sociales)
    Creo que hay que repensar todo esto y no solo por el contexto de crisis ni el gran consumismo.

    • 51
      marialoquiere dice:

      Estoy de acuerdo contigo en que hay muchos abusos o “subidos a la parra” entre artesanos, pero te equivocas en que los costes son bajos, yo he cumplido dos años de tienda online y autonoma, y francamente, os gastos son además el iva, el irpf, las comisiones de paypal y tarjetas, las ferias buenas, son caras, el material nuestro es de super calidad, y todo hecho a mano , con lo que intento vender siempre sin intermediarios para poder dar el producto al mejor precio posible, pero muchas veces se palma pasta! es así!
      Además, en redes hay que invertir tiempo y o dinero que es lo mismo!
      buen domingo!

  40. 52
    Natalia dice:

    Tienes mucha razón, pero continuando con el símil de los vestidos es que hay gente que sólo se puede comprar UNO de veinte euros. A mí me encantaría que todo lo que tengo fueran cosas únicas, de calidad, fabricadas en España o por gente de otros países que tienen condiciones de trabajo justas. Pero la verdades que no me lo puedo permitir.

  41. 53
    Eva dice:

    El otro día estaba tendiendo un jersey rojo que tengo, muy bonito y pensaba en lo rentable que me había salido. Me di cuenta de que lo compré hace más de 10 años y sigue perfecto, sin bolas como si lo hubiera comprado ayer. Además tiene un diseño básico pero especial que sigue gustándome mucho y no se ve anticuado.
    Esto viene a cuento de lo que dices, yo tampoco puedo gastar mucho en comprarme ropa, pero aprovecho las rebajas para comprar una sola cosa en una tienda que me guste mucho, de buena calidad y que no puedo pagar habitualmente. Se tarda, pero al cabo del tiempo te das cuenta que tienes unas cuantas cosas buenas en tu amario y que duran años y años.

  42. 54
    Monica dice:

    Hola! Excelente artículo y para agregarle algo mas contare una anécdota que me hizo no volver a pensar que es caro o barato un artículo. Nosotros elaboramos diferentes labores a mano, nuestra especialidad, punto de Cruz, en una exhibición de nuestros cuadros llego una pareja y me pregunto por el precio de un cuadro, antes que nada, generalmente doy la explicación del cuadro, este cuadro lleva 350,000 puntadas, se elaboró en un tiempo de 3 semanas, material de calidad…ya que acabo me pregunta la Sra. Cuanto cuesta es que esta hermoso le doy el precio y me dice pero que caro!!! Y yo con mi sonrisa a punto de contestar olvide decirle que esta hecho a Mano. El esposo voltea y le dice: No esta caro! No digas eso!! Míralo esta hecho a mano!! No es lo mismo decir que esta caro a que tu NO puedas pagarlo!! Realmente ame la respuesta del Sr. Y por respeto no lo abrace y bese, le di las gracias por valorar nuestro trabajo. Ahora se que no es que este caro un producto que esta hecho a mano, es simplemente que a veces no tenemos ese dinero para pagar y tenemos otras necesidades.

  43. 55
    Gloria dice:

    No he leido todos los comentarios, pero creo que el error no está en la idea que tenemos en la cabeza de lo caro que nos resulta ese objeto, si no, en cómo lo expresamos. Es decir, no deberíamos decir que es caro, si no que debemos decir que es un precio prohibitivo para los salarios de mierda que se cobran en España…

  44. 56
    Isa dice:

    Hola, estoy de acuerdo con el comentario pero matizo…

    Al final en el mundo en el que vivimos está claro que las cosas han perdido su valor “por culpa” de los precios que ofrecen grandes cadenas o tiendas de “chinos” que nosotros hemos aceptado encantadas.

    pero también creo que el “hecho a mano” se está pasando con el tema de todo tiene mucho valor… incluso el otro día una amiga mía me soltó, y eso que es amiga “claro, mis fotos con lo que me ha costado el máster, más blablablala… valen mucho más…”

    Yo que soy abogada estoy harta de que la gente no quiera pagar mis servicios, ya no por el precio estipulado, sino porque un consejo, comentario etc… ya les vale… pues no, si soy abogada tengo unas tarifas y por mi trabajo cuesta X… pero la gente no lo valora…

    Así que tenemos que “todos” exigir lo que valen las cosas…pero ojo, sin pasarnos!!

  45. 57
    lunakachuk dice:

    Muy interesante y reflexivo, lo voy a compartir !

  46. 58
    ester dice:

    Llega este post justo en un momento de mi vida en la que me lo estaba planteando. Mis creaciones quizás no están a la altura de muchas grandes artesanas, pero si llevan cariño, empeño, dedicación y horas! Y me deprime mucho cuando oigo la frase, en los chinos están más baratos! Perdona? O… tengo una amiga que sabe hacer manualidades, ya se lo pediré a ella…
    la verdad es que es muy injusto. Las cifras son: una mujer de la limpieza cobra a 10/15 euros la hora trabajada, yo por una pieza que me me da hora de trabajo más el gasto del material, suele estar por 4 euros, y aun así me tengo que escuchar esta frase que dices tu. Y sinceramente, eso duele y hace que muchas artesanas a veces perdamos la ilusión, pero luego leemos posts como este y… eso anima! Ver que hay personas en este mundo que aun son capaces de valorar lo que hay detrás de cada pieza, creación o dibujo…
    Así que, esta lectora que nunca comenta, que siempre anda entre bambalinas, se decide a escribir para darte las gracias!

  47. 59
    Sandra dice:

    Siguen quedando personas que venden cosas hechas a mano… http://WWW.sugar-mam.com

  48. 60
    Blanca dice:

    Gracias por ser a veces nuestra voz!
    Cuesta muchísimo crear una marca de productos artesanos o 100% handmade de calidad, y llegar a la gente y que se le ilumine la cara con tus productos pero en un segundo se les tuerce el morro cuando ven tus precios… es tan duro! Pero no sabemos ni queremos trabajar de otra forma, queda mucho camino por delante, pero luchamos día a día por llegar a esas personas que saben valorar nuestro trabajo y por educar en la belleza de las cosas bien hechas al resto.
    Gracias!

  49. 61
    Urb&Cakes dice:

    Tienes mucha razón Cristina!!!

    Yo me dedico al mundo de la repostería creativa y desgraciadamente esto se ve mucho. Esperemos que poco a poco la gente vaya cambiando su idea de los precios y empiecen a valorar el trabajo que tiene por detrás cualquier cosa que se hace de forma manual y no a gran escala. No es lo mismo que una máquina te haga en serie un producto a que lo hagas tú uno a uno y, por lo menos en mi caso, de forma personalizada.
    Y sobretodo al resto de amprendedores, artesanos, etc.. no os infravaloréis nunca!!! Vosotros mejor que nadie sabréis el valor que tiene vuestro trabajo y dedicación!!!

  50. 62
    Teresa dice:

    Hola, tienes más razón que un santo. Cuesta tanto trabajo hacer algo e intentar sacarlo adelante que dan muchas ganas de tirar la toalla a veces. No se valora tanto lo artesano en el sentido de no saberse el tiempo y dedicación a algún producto. Todos cometemos este error muchísimas veces, pero de los errores se aprende y algún día se valorará.

    Gracias por tus palabras. Las compartiré en mi página.
    Un saludo,
    Teresa

  51. 63
    Moe dice:

    Hola,
    Soy una persona que le encanta la artesania y los productos hechos a mano y con cariño. Tambien soy consumidora de ellos y me causa una tremenda alegria cuando los tengo. Lo que me da mucha rabia toda la hipocresia que hay detras de todo esto. El problema está en la cultura del consumidor de este pais. Puedo hablar con conocimiento de causa porque mi pareja es diseñador de productos infantiles de madera y cada dia nsos llevamos una sorpresa desagradable.
    empezando que los productores de aqui no apostaban por un producto local y los que lo hicieron, la calidad dejaba mucho que desear. Siguiendo nuestra filosofia local y artesana, tiramoa adelante y la sorpesa fue cuando se tuvo que presentar a las tiendas y consumidores. NADIE veia el trabajo de detras y tampoco le importaba que estuviera hecho aqui. Lo unico que importaba era PRECIO PRECIO y PRECIO. al final tuvimos que llevar la produccion a china y el producto esta hecho en perfectas condiciones y siendo mas barato las tiendas nos compran. el cambio de filosofia De empresa fue muy duro pero no teniamos salida. Aun y asi lo consideran caro (25 eur. Cuando un juguete del Toy”s”us tiene el mismo precio) Por eso digo que el problema es cultural. Unicamente vendemos en el norte de Europa que donde las parejas modernas y jovenens se gastan lo que haga falta para sus hijos si es bonito y diferente. Aqui mucho hipster vestidos como vallas publicitarias pero su hijo con una moto de plastico del super del carrefour. y estos son los peores. Los que compran en veritas y los que defienden el buen producto pero para ellos. Por eso lo de la hipocresia en todos los aspectos. Desde el fabricante, pasando por la tienda y hasta el consumidor final.

  52. Pingback: El proceso | treschanchitas.cat

  53. 65
    Belén dice:

    Interesante artículo, e interesantes respuestas :)
    Los que nos gusta la artesanía desde hace muchos años, más de 20 en mi caso (empecé pequeñina), sabemos que este problema lleva existiendo desde siempre. Es más, creo que por lo menos ahora, con internet y las nuevas plataformas de venta online, hay más oportunidades que nunca para vender a cualquier punto del mundo.
    Recuerdo que en una conferencia a la que asistí de Artespaña hace ya 24 años, la especialista decía que el único camino que tenía la artesanía para subsistir era el diseño. Y estoy totalmente de acuerdo, aunque añadiría algo más: la historia que rodee vuestras creaciones. Lo que algunos llaman branding, otros marketing y los más modernos, storytelling.
    Me explico: como amante de lo hecho a mano tengo que decir que no, no todo vale. No todo es bonito por el simple hecho de estar hecho a mano, no todo merece la pena comprarlo o tenerlo, o pagar su valor, por el simple hecho de estar hecho a mano. Hay personas que tienen ideas, que invierten en hacer algo distinto, especial, propio, identificable. Y otras se limitan a copiar, con mayor o menor gusto, lo que hacen otros.
    Cuando compro algo hecho a mano, pienso en los materiales en los que está construido, en su originalidad, en su trabajo, en la calidad del artesano. Pero no tanto en el tiempo que le ha llevado, porque siendo sincera, no me interesa tanto. Ya cuento con que le habrá llevado mucho, es lógico. Lo que quiero encontrar es que el resultado de todo ello, de todas las decisiones que ha tomado para hacer esa pieza, de su talento e imaginación, merecen la pena.
    Pero, por otro lado, pensad que el mercado ahora es global. Competís, lo creáis o no, con gente de todo el mundo. No sólo es imprescindible encontrar eso que nos hace distintos: hay que saber contarlo. Porque a todos nos gustan las historias, nos encanta conocer cómo se hacen las cosas, somos curiosos. Y porque apreciamos y valoramos más lo que conocemos.
    Y no me refiero a contar con pelos y señales tooooooodo el proceso como quien da la misa en el pueblo, porque el público se irá aburrido enseguida. Echadle imaginación, encanto, personalidad, cariño y pensar, mejor dicho escuchar, qué le gusta a la gente.

    Yo trabajo como diseñadora, y también podría quejarme un rato sobre el poco conocimiento de diseño que hay en este país. Pero creo que es más interesante tratar de enseñar su valor, de mostrarlo con ejemplos comprensibles por todos ¿no? :)

    Ánimos, ¡y manos a la obra!

  54. 67
    Laia dice:

    Hola Cris,
    Totalmente de acuerdo contigo. Justamente en el blog de vintage and chic hoy comenta este tema y nos muestra un vídeo muy bonito sobre cómo se elabora una taza y un plato de cerámica (por Lara Costafreda). Se puede ver la dedicación, tiempo, materiales y la pasión en que se hacen las cosas a mano!
    http://www.vintageandchicblog.com

  55. 68
    Anabel dice:

    Estoy totalmente de acuerdo con el artículo. Lo que nunca entenderé es que algunos clientes de mi pasteleria panaderia me digan que un pan ecològico de centeno cuesta muy caro (3,60) o una tarta artesana hecha con chocolate belga Callebaut (15 euros kilo) sea muy cara cuando llevan puestas unas gafas Chanel, un Louis Vuitton, un Rolex y un Mercedes en la puerta. Es algo alucinante e inexplicable!!!!

  56. 69
    Anca B dice:

    Hi Cristina,
    I have loved your blog for a long while and I probably pin away from every other post. So thank you for the amazing recommendations. Let alone I love how often you quote Julio Cortazar. For some reason this post drove me to a comment.

    I had conversations over this topic for a while with friends and people around me. People were shocked that wooden toys on Etsy cost 20 dollars and up. For me that price is even on the low side. Don’t get me wrong I don’t like to part with money, most people who are aware of their finances and limits don’t. But I know what it means to make something yourself. My mom knitted lots of pieces some of them for sale. And it always went underpaid. I also experience this when I try to price pieces of my photographic prints. Between paying for printing at a local studio, to support other local business and packaging, I always end up cutting out my time spent in the creation of the print.

    It may be time for us to create an education stream about the different types of consumers / buyers we are. The context of mall shopping versus artisanal shopping is different.
    One has a direct focus on quantity and is driven by mass production. It is well justified and useful for a million reasons but the price comparison should stay within that realm. In artisanal shopping you become part of smaller scale mini production cycle that has become over the last years essential for many economies. More importantly it is crucial for artisans to keep their business alive.

    Most of us never feel bad about being generous with people in our circle or friends or family. Well artisanal shopping should feel more like you are supporting your inner circle, plus let us not forget the great item you receive and the fact you have the opportunity to know it’s history.

    Seems I have a lot to say about this so I may stop here :).

    Happy Shopping for everyone.

  57. Pingback: Regalos de Navidad responsables y sostenibles (I) - Mi casa en cualquier parteMi casa en cualquier parte

  58. 71
    Clara dice:

    ¨Solamente el necio, confunde valor y precio¨
    Es algo que he escuchado desde pequeña y es una lástima que se siga diciendo.
    Un abrazo

  59. 72
    Detallisime dice:

    Cuánta razón…pero hoy en día no vende lo que tiene calidad y puede durarte toda la vida…la moda es tan rápida que lo que vale para un año, al siguiente está pasado de moda…y así la gente no está dispuesta a gastarse mucho dinero por algo que al año siguiente no le va a valer…es una pena…y los chinos han hecho mucho daño también..Pero yo creo que la crisis ha traído algo bueno, la gente empieza a apreciar la calidad y las cosas bien hechas…

  60. 73
    Lorena Berdugo A dice:

    Es perfecto este artículo como dañan todo con esa frase y deteriora el trabajo y el estima….

    Excelenteeeee

  61. 74
    Bibi dice:

    Totalmente de acuerdo! Y a veces es peor, porque si te dicen que es caro, aún te dan la oportunidad de explicar el porqué de ese precio, pero si después de pedir precios dan la callada por respuesta, se te queda un poco cara de tonta… :))
    Me ha encantado. Comparto con tu permiso!!!

  62. 75
    Lourdes dice:

    Hola, una de las cosas que más me cuesta es calcular mis precios. He probado infinidad de fórmulas, pero padezco un miedo escénico atroz y siempre temo estar por encima de lo que se supone debe ser su precio. En los mercadillos hay de todo, gente muy maja que lo valora, y gente que de verdad no entiendo como a veces dicen lo que dicen. Yo no obligo a nadie a comprar, y mi producto no es caro. Si no interesa simplemente no lo compres.
    En fin, gracias por reinvindicar algo que nos afecta tanto.
    Un abrazo-

  63. 76
    Lourdes dice:

    Ah, y lo peor es cuando te dicen que en los chinos tienen lo mismo más barato, que tú sabes que de eso ni hablar y te entran unas ganas de mandarlos a freír monas que no veas.

  64. 77
    Gem dice:

    Supongo que el problema es la sociedad acostumbrada a lo gratis o al low cost! Es como aquellos que piratean libros porque comprarlos salen caros, entramos, supongo en un terreno pantanoso, porque cambiar la forma de pensar de la gente es complicado, pero estas entradas son necesarias para ayudarnos a pensar!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>