Archivo de la etiqueta: textil

La Varieté

 

Guardo un precioso recuerdo de mi primer y único viaje a Menorca. Paseando por las calles de Ciutadella recuerdo que pensé que me encantaría vivir en una ciudad así, bella y al lado del mar. Seguro que en uno de esos paseos pasé por la tienda que visitamos hoy, La Varieté, porque recuerdo haber visto alguna tienda así, tan llena de encanto y cosas bellas.

 

la variete

 

 

 

Ricard, su propietario me cuenta como nació Varieté:

Nace después de visitar Tailandia tres años atrás, y mi fascinación por este país no quedó en vano. A las pocas horas de pisar Bangkok supe que algo pasaría y que no iba a quedarse en un mero viaje de woks, playa y visiteo, que por ello ya vale la pena. ¿Qué nos pasa a la mayoría de occidentales cuando pisamos Tailandia o cualquier país cercano? ¡Que en un par de minutos nos tiramos a la calle con una simple tela y chancletas en los piés! Comemos fruta sin cesar y para nada nos importa comernos un Pad thai entre miles de tuktuks echando humo a nuestro alrededor. Y es que nos rompe los esquemas a los que estamos acostumbrados. Su felicidad rompe las estructuras de lo más hermético, su capacidad de integrarse a un desarrollo caótico y sin orden les hace vivir sin miedo, reinventádose a cada instante, supliendo la falta de medios con una creatividad enorme aplicada a la supervivéncia, a lo cotidiano, a la necesidad…
Total, que me ví como un pequeño Marco Polo perdido entre mercadillos, como probablemente se siente todo visitante con los ojos abiertos sin parpadeo alguno. Y me pregunté si esa vida estéticamente tan rica y divertida podía aplicarse a mi alrededor. Un concepto de vida, la estética del color, la ligereza, lo fácil, lo práctico, lo diferente, lo imperfecto y no siempre lo nuevo, lo viejo, lo gastado, lo imprevisible…
Y así nació La variété, entre viajes, tratando de encontrar pequeños destellos de originalidad mezclando estilos estéticos, entre lo asiático, lo mediterraneo, lo nórdico, lo africano… lo que me gusta. Y con la idea de dar espacio y posibilidades al creador autónomo sea de donde sea, compartiendo sus creaciones con las nuestras propias. 
 

 

 

 

 

 

                   

 

Ricard me cuenta que de momento el crecimiento es lento por la dificultad de medios y dinero pero que sigue intentando tirar adelante el mundo Variéte con su otra dedicación: la pintura.

Ojalá pasen estos tiempos difíciles y Varieté y las creaciones de Ricard tengan el lugar que les corresponde. Si vuelvo a Menorca seguro que me pasaré por este rincón que pone de manifiesto que otro tipo de comercialización y estilo de vida no solo son posibles sino también necesarios.

 

 

Re-found objects

 

 

 

Simon Young y Jenny Vaughan abrieron esta encantadora tienda en 2003 en Corbridge, un pequeño pueblo en Inglaterra. Se llama Re y es justo el uso tan ingenioso que hacen de este corto pero versátil nombre lo que más me llamó la atención cuando la vi. Todas sus categorías contienen estas dos letras, cuyo origen se encuentra en un rastro en París, donde las compraron, ¿quién les iba a decir entonces que se convertirían en el concepto de su tienda?. REfrescarse, REdescubrir, RElajarse, REciclar, REcetas… Una de esas tiendas que tanto nos gusta en KiREei. :)

 

  

 

           

 

 

             

 

 

 

 

 

Muchos de sus productos son de rastro, reciclados, rescatados y restaurados. Me ha gustado esta manera de definir esta tienda inclasificable:

No tiene sentido intentar resumir la gama de productos de RE en un solo párrafo, pero si necesitas una figura de la virgen María o el mejor gel de baño del mundo, este es tu sitio. Tenemos un público muy variado, y todo el mundo sale con algo, ¡aunque solo sea con una sonrisa en su cara!

 

 

Forrar macetas con tela

 

Hoy lunes un proyecto sencillísimo, ideal ahora que vamos de cara a la primavera. 

Su éxito radica en las telas, estas que ha seleccionado Lavender limes me parecen muy acertadas. Podría ser buena idea revisar armarios, quizás os topéis con algo que venga como anillo al dedo para forrar unas macetas: faldas, vestidos que ya no os sirvan, incluso unas sabanas que estén algo gastaditas pero que sean bonitas, un mantel con manchas que nos parece demasiado bonito como para tirarlo.

Se cortan las telas de forma rectangular con espacio de sobra para doblar la parte de arriba y la de abajo. Se pega con cola apta para telas, empezando por el cuerpo y acabando con las esquinas que irán dobladas hacia dentro.  Recomendado solo para dentro de casa o para espacios bien cubiertos en el exterior.

 

 

              

 

 

Reciclando.eu

No es la primera vez que os mostramos arte de reciclaje, nos gusta ver cómo lo que está destinado a los contenedores de basura se transforma en bellos objetos.

Eduard nos envía este interesante enlace que aún no conocíamos, reciclando.eu, una asociación con sede en León que nace en el 2005 con el objetivo de promover el reciclaje creativo. Aquí tenéis algunos de los artistas recopilados por esta interesante web.

 

 

Casas de cartón, de Pablo Gamboa Santos, Ecuador.

 

 

 

 

Muñecos con materiales reciclados, no hay dos iguales, de Conuco, Alicante. 

 

Escultura con elementos encontrados en la playa de Toni Riera, Menorca.

 

Esculturas a partir de libros de Su Blackwell, Londres.

  

Escultura a partir de colillas de cigarrillo, de Tom Deininger, Estados Unidos.

  

 

Joyas a partir de botellas de plástico PET, de Gulnur Ozdaglar.

 

 

Guirnalda de banderolas

 

 

Estrenamos hoy una nueva colaboración que a mi, personalmente, me hace mucha ilusión por dos razones: porque viene de la mano de Caterina Pérez, de Caterina Pérez complements, de quien ya hablamos aquí, y porque este es el año en que me he propuesto aprender a coser, como os he comentado ya muchas veces. Con este sencillo y delicioso tutorial me voy a estrenar seguro. Es ideal para las que habéis comprado una máquina de coser y queréis meteros en harina pero no sabéis por donde empezar. Caterina nos ofrecerá tutoriales sencillos bimensualmente (tiempo suficiente para emprender cada uno) en los que la consigna es dar instrucciones que no abrumen a las que nunca hemos cosido a máquina. Sin más preambulo, os dejo con la genial Caterina y un tutorial para hacer una guirnalda de banderolas.

 

Esto no pretende ser un “tutorial” con todas las de la Ley, sino una propuesta de costura que me sirve como excusa para explicaros algunos pequeños trucos muy sencillos pero muy útiles para todos aquellos que empezáis de cero vuestro caminito con “las cosas del coser”. ¡Espero que os ayuden a llevar a buen puerto vuestras ideas más creativas!

 

Recortes de telas lisas y estampadas. Hilo. Tijeras. Agujas. Cinta bies. Un triángulo de papel para usar como patrón. ¡Ah! Y máquina de coser y plancha.

 

 

Por cada triángulo que queramos que tenga nuestra banderola, tendremos que cortar dos triángulos de tela, una para el delante y otro para el detrás.


 

 

La mayoría de telas tienen derecho y revés (aunque en algunas es exactamente igual un lado que el otro). Encararemos los dos derechos de la tela y los fijaremos con un par de agujas perpendiculares a la línea de costura.

 

 

 

Cosemos a un centímetro (más o menos) del borde de la tela. Como hemos puesto las agujas en perpendicular, podemos pasar la máquina de coser por encima sin ningún problema. Esto nos va ahorrar muy a menudo el tener que hilvanar las piezas que queramos coser.

 

 

 

Al recortar, lo que hacemos es quitarle tela a la costura para que así tenga menos grueso al darle la vuelta. Una vez le hemos dado la vuelta a cada pieza, para terminar de sacar hacia fuera la puntita del triángulo, me ayudo de un ganchillo (¡aunque la punta de un boli bic también os sirve!). 

 

 

 

A la hora de coser, para mi es muy importante tener una plancha cerca. Planchar lo que vamos haciendo nos ayuda mucho. Y además, con la plancha podemos arreglar muchas pequeñas imperfecciones que podemos cometer a la hora de coser con la máquina.

 

 

 

Esta es quizás la parte que necesita un poco más de destreza. Cosemos el bies doblado vigilando que las puntadas pasen tanto por el delante como por el detrás de la cinta, y vamos introduciendo en ella los triángulos. No es necesario sujetarlo con agujas, ya que podemos ir clavando la aguja de la máquina para abrir el bies e ir colocando en medio la parte superior de cada pieza.

 

 

 

¡Y ya está! También podéis aplicarle unas letras de fieltro con un “feliz cumple”, un “bienvenidos”, un “te quiero”… y así tenéis unas banderolas en el cajón para ocasiones especiales. ;)

 

 

 

 

Algunas cosas bellas

 

 

Bisutería de Angels Álvarez.

 

 

                 

Zuecos de Gunnel home.

 

Monstruos de Vida de monstruo.

 

Chupetero de El osito con zapatos nuevos.

 

 

Camiseta de lactancia Mama feels good vista en Dikido.

 

 

Broches de fieltro vistos en MOB.