Archivo de la etiqueta: vida

Vive lo que haces

1-7

Fotografía de Montse Mármol para Kireei

 

Hay dos frases que aparecen constantemente en nuestro entorno: “haz lo que amas” y “ama lo que haces” (do what you love, love what you do, suele salir mucho en inglés).

Haz lo que amas es el estado ideal, no se puede pedir más, pero la realidad es más grande y más resbaladiza y a veces uno no puede hacer lo que ama y vivir de ello, aunque lo recomendable es perseguir ese sueño, sin prisa pero sin pausa.

Ama lo que haces anima a disfrutar de lo que hagas, sea lo que sea. La verdad es que hay trabajos que cuesta ver cómo pueden convertirse en un disfrute diario por mucho que te mentalices.

Propongo añadir esta tercera opción: Vive lo que haces. La veo más asumible, más mundana, más al abasto de cualquiera en cualquier circunstancia. Está muy bien ponerse el listón alto, pero hay que hacerlo sin sufrir por no conseguir lo más elevado, se trata de no parar de vivir cuando entramos por la puerta del trabajo.

Propongo vivir lo que haces, sea lo que sea lo que la vida te trae en cada momento. Antes me pasaba que en los trabajos en los que no me sentía cómoda me ponía en modo “que acabe el día de hoy”, “que llegue el viernes”, “que llegue agosto”, “que lleguen las navidades”. Un sinvivir.

Ahora vivo mi vida en modo “continuum”, sin hacer tanta distinción entre el tiempo laboral y el tiempo libre. Ya llamarlo tiempo libre te predispone a vivir el trabajo como una cárcel, como un compartimento estanco. Ahora quiero vivir en todo momento, no malvivir mientras trabajo en espera de la vida que me espera fuera del trabajo.

Hay un proverbio chino que no recuerdo literalmente pero dice algo así como “cuando hagas la colada, haz la colada”. Eso es el continuum al que me refiero, estar presente en cada faceta de tu vida, a pesar de que haya muchos momentos laborales tediosos, duros, ásperos, poco gratificantes, etc.

Es cuando estás presente cuando empiezas a encontrar el trabajo menos tedioso, cuando empiezas a interactuar con tus clientes de manera más alegre, con tus alumnos, con tus compañeros, con tus jefes. Vivir lo que haces es remar a favor tuyo, no ponerte palos en las ruedas. Es aceptar e integrar lo que necesitas hacer en cada momento. Y por supuesto, seguir persiguiendo el sueño, sin presiones.

 

La vida de los demás es maravillosa

nicole franzen 8

Fotos de Nicole Franzen, de La Buena Vida

 

Sí, la vida de los demás, vista a través de la redes sociales, siempre es maravillosa. Paisajes idílicos en vacaciones, niños sonrientes que siempre disfrutan y se portan de maravilla, tartas hechas a mano que son un ejemplo de perfección, manualidades de concurso, momentos extraordinarios compartidos con amigos, atardeceres con una copa en la mano en buena compañía, bebés preciosos plácidamente dormidos… Luego vas a Kireei y te encuentras con fotógrafos amateurs que hacen auténticas obras de arte, gente que emprende exitosos negocios creativos, casas maravillosas con un toque de autenticidad… ¿y yo?, ¿yo qué? 

Pues mi vida quizá es esto: Unos niños que se pelean, un trabajo estresante, una casa hecha un desastre, sin tiempo ni dinero para viajar, que en vez de manos parece que tengo pies y que ya no sé cuando fue la última vez que compré ropa. Esta puede ser la descripción de cualquiera al otro lado de la pantalla. Y cuando digo al otro lado de la pantalla me refiero a ambos lados. Detrás de la fotógrafa talentosa puede haber una madre agotada, detrás de la casa maravillosa, una persona que no encuentra un trabajo que le guste y detrás de los niños sonrientes, muchas noches de llanto desconsolado.

No me gusta resignarme al “mal de muchos”. No es consuelo. Pero lo cierto es que la vida es un complejo recorrido de luces y sombras en el que la realidad y los deseos a menudo se confunden. La belleza no es un lujo, ni un capricho, ni un arma arrojadiza para hacer sentir miserables a los demás. La belleza es un derecho que nos eleva el espíritu, e incluso en lo más humilde podemos encontrarla.
Cuando en la red encontremos algo que nos entristezca al compararlo con nuestro día a día, quizá con un punto de envidia, pensemos que ese momento compartido es el destilado positivo de lo bonito de otras vidas, tan real como los malos momentos. Es cierto que hay gente que tiene un don para generar y encontrar imágenes bellas. Pero si miramos bien, quizá descubramos la belleza mucho más cerca de lo que pensábamos.

 

nicole franzen 3

 

nicole franzen 6
nicole franzen

 

nicole franzen 9

 

nicole franzen 10

  

nicole franzen 11

 

nicole franzen 12