Una habitación de cuento

 

No es necesario desembolsar una gran cantidad de dinero para conseguir una habitación de cuento. Con unos cuantos detalles acertados el efecto puede ser espectacular. A esta habitación en blanco se le han añadido unas cajas del tesoro, una lámpara de princesa, un dosel, una alfombra a juego, un espejo infantil y unas coronas pintadas en las paredes. ¡Ni siquiera falta la rana! Casi todos los elementos son de Ikea. ¿Te atreves? Si quieres puedes compartir con nosotros tu habitación de cuento.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>